Este domingo, el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, informó que el gobierno norteamericano ha “suspendido” de forma temporal la imposición de aranceles a China, mientras se aplica el acuerdo marco que ambas potencias anunciaron el día sábado para reducir el déficit estadounidense respecto a Pekín.

“Hemos acordado poner en suspenso los aranceles mientras ejecutamos el acuerdo marco” comercial, ha asegurado Mnuchin en declaraciones a la cadena de televisión Fox News, tal y como recoge EFE.

Washington y Pekín acordaron este sábado que el gigante asiático adoptará medidas para aumentar las importaciones de productos y servicios estadounidenses, con el fin de reducir el creciente déficit comercial que EEUU tiene con el país asiático.

Sin embargo, Estados Unidos no ha conseguido que China se comprometa a una reducción del déficit comercial de 200,000 millones de dólares, ya que en principio no se ha establecido un objetivo cuantitativo. En concreto, se impulsarán las exportaciones estadounidenses de productos agrícolas y del sector de la energía. Y con ello se termina el riesgo, al menos por un tiempo, de llegar a una guerra comercial.

En la mañana de este domingo, la prensa oficial china ya celebraba el acuerdo alcanzado, el cual, desde su punto de vista, “hará crecer la economía estadounidense” y “diversificará y optimizará la oferta de productos para el bienestar del pueblo chino”, según recoge la agencia EFE.

Así, la prensa oficial de la nación asiática aseguraba  que la guerra comercial se había evitado. En concreto, la agencia oficial Xinhua ha destacado en un artículo de opinión que “Pekín y Washington salieron de unas negociaciones tensas y difíciles con el acuerdo de no implicarse en una guerra comercial”. También ha asegurado que en anteriores rondas negociadoras el gobierno norteamericano había planteado condiciones previas “nada razonables”, según recoge la agencia de noticias española.

Noticia con información de: www.bolsamania.com