El One Direction Harry Styles demostró una vez más lo importantes que son para él sus fans, y es que durante uno de sus conciertos en Londres, auxilió a una chica que sufría un ataque de pánico, y demostró el cariño hacia sus admiradores al regalarles pizzas y chocolate caliente. 

Todo iba bien en el Eventium Apollo de Londres mientras Harry cantaba sus éxitos a los asistentes y éstos coreaban sus canciones, pero el intérprete detuvo todo para pedir a la gente de seguridad ayudaran a una fan que no se veía muy bien entre toda la multitud. 

En un video que los mismos seguidores colgaron en Twitter, se aprecia el momento en que Styles pide el apoyo a los de seguridad, quienes cargaron a la chica para alejarla del tumulto, mientras tanto, el intérprete de “Two Ghosts” pidió al público que le dieran espacio para que se pudiera tranquilizar. 

Styles siempre ha dado muestras de lo importante que son sus fans, por ello esta vez les regaló pizzas y chocolate caliente a todos los que se habían formado no sólo por horas, sino por días para poder obtener un buen lugar para su show. 

 

Casi sufre caída 

Harry Syles se encuentra de gira por Londres promocionando su primer disco solista y en realidad todo ha salido perfecto durante sus shows, sin embargo, el cantante sufrió un pequeño percance gracias a una costumbre que adoptaron últimamente sus fans. 

En medio de un show en Londres a los fans se les hizo fácil aventarle fruta para ser más exactos un kiwi justo en el momento en que el cantante interpretaba “Kiwi”, canción incluida en su álbum debut como solista. Con esto obviamente mientras bailaba se patinó y su cara es de verdad una joya pero como buen profesional siguió como si nada hubiera pasado. 

En la que ha sido su última presentación, Harry comenzó a esquivar los kiwis que le aventaron hacia el escenario, y tras tanto saltar, no se fijó y terminó pisando uno que lo hizo patinarse, pero como buen profesional, continuó el show. 

 

Noticia con información: www.telehit.com, www.lifeboxset.com