Un pedófilo que tomó fotos de sí mismo abusando de un bebé y un niño ha sido puesto en libertad luego de que un juez decidiera que su sentencia era demasiado dura.

La policía allanó la casa de John Long, de 20 años de edad, después de que alguien denunciara lo que estaba ocurriendo. Al llegar a la residencia, los agentes se encontraron con más de 5,000 imágenes y videos prohibidos en su computadora, incluyendo algunos de pornografía infantil y bestialidad. Además, se  hallaron fotografías de él abusando de dos infantes muy pequeños mientras dormían, y en uno de ellos que estaba abusando de un bebé en un cochecito de niño.

Long, de Maghull, Liverpool, más tarde dijo a la policía que  no sabía porqué había hecho todo eso,  “Mi cabeza está en mal estado”, aseguró.

El juez Brian Cummings, QC, originalmente había condenado el pedófilo a dos años y ocho meses en una institución de jóvenes delincuentes en el tribunal penal de Liverpool. Sin embargo, un día más tarde, se decidió reducir la pena en virtud de una ley conocida como la “Regla Slip”, que otorga a los tribunales la facultad de alterar una sentencia u orden dentro de 56 días.

En lugar de ello entregó a Long una orden de detención y formación de dos años, con suspensión y supervisión con el mismo período de tiempo.

Por otro lado, también ordenó al pederasta asistir a un programa de delincuentes sexuales diseñado para hacer frente a su comportamiento perturbador, además de una orden indefinida para la prevención de daño sexual y el requisito de firmar en los registros de delincuentes sexuales indefinidamente.

Noticia con información de: www.dailymail.co.uk