La Policía Metropolitana de Londres, confirmó que más de 300 personas han sido detenidas por las protestas de Extinction Rebellion en la capital británica.

Este número de arrestados ha ido creciendo desde que las protestas iniciaran el pasado fin de semana, con cortes de tráfico en algunas de las calles principales de Londres así como con marchas a lo largo de la ciudad.

Agentes policiales han montado guardia toda la noche en el centro de Londres para evitar posibles disturbios y han precisado que la cifra de detenidos se ha elevado a 320.

Los cargos de lo que se le acusa a los manifestantes son “alboroto público, “obstrucción policial” y “escándalo público”.

El grupo de acción ambiental Extinction Rebellion planea bloquear durante dos semanas las calles de Londres en respuesta a lo que consideran falta de respuesta del Ejecutivo ante la crisis climática.

Los manifestantes acampados en Trafalgar Square han sido advertidos por la policía de que si no quitan sus tiendas de campaña serán arrestados, pero, por el momento, continúan sin moverse.

Este lunes, las manifestaciones cortaron muchas de las calles en torno a Westminster y se esperan muchas más interrupciones en esta jornada, con más de 30.000 seguidores de este movimiento en la capital.

En vista de esta situación,  el primer ministro Boris Johnson, ha solicitado a los manifestantes que dejen de bloquear a las calles y que permitan que la ciudad vuelva a funcionar con normalidad.

Agencias