México condenó el martes la polémica política estadounidense de separar a padres inmigrantes de sus hijos en la frontera entre los dos países, calificándola de “cruel e inhumana”, y llamó al gobierno del presidente Donald Trump a reconsiderarla.

Las separaciones de familias, documentadas en videos online de niños retenidos en jaulas, vuelven a poner a Trump en el centro de un escándalo sobre inmigración, un tema que prometió abordar como candidato y que ha trasladado a su administración.

El gobernador  de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció que presentará una demanda contra el gobierno de Donald Trump por violar los derechos constitucionales de familias migrantes

El mandatario tiene previsto reunirse el martes con legisladores en momentos en que los demócratas sostienen que los niños están sufriendo un trato “bárbaro” y los republicanos avanzan tentativamente hacia una legislación que reduce, aunque no detiene totalmente, la práctica de separar familias.

“Quiero a nombre del Gobierno y el pueblo de México expresar nuestra más categórica y enérgica condena a una política cruel e inhumana”, dijo el canciller, Luis Videgaray, en una conferencia de prensa. “Claramente representa una violación a los derechos humanos”.

Videgaray exhortó a Washington a que permita la comunicación de los padres y los niños separados y pidió a la comunidad internacional condenar la medida, que está afectando en gran medida a familias centroamericanas de El Salvador, Honduras y Guatemala, que huyen de la violencia y la miseria.

El canciller mexicano dijo que el viernes se reunirá con funcionarios de esos países y que México está dispuesto a apoyarlos con el tema, aunque no puede ofrecer asilo.

Donald Trump criticó a México por no hacer “nada” para impedir que los inmigrantes ilegales lleguen a la frontera común

Más tarde el martes, Trump criticó a México por no hacer “nada” para impedir que los inmigrantes ilegales lleguen a la frontera común.

La semana pasada, la administración Trump también permitió que un grupo de periodistas accediera al interior de un centro de detención, donde se encuentran 1.469 niños entre 10 y 17 años. Todos ellos duermen en 313 habitaciones con o sin techo, ya que se han habilitado en un antiguo almacén de la cadena de supermercados Wallmart.

El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció que presentará una demanda contra el gobierno de Donald Trump por violar los derechos constitucionales de familias migrantes al separarlas de sus hijos en la frontera sur de Estados Unidos.

Con información de www.lta.reuters.com, www.elconfidencial.com y www.notimex.mx