La ola de calor que ocasionó las más altas temperaturas jamás registradas en Reino Unido, podría seguir a lo largo de varios meses, incluso hasta octubre, según informó este martes el servicio meteorológico británico, Met Office.

Cabe la pena destacar que Reino Unido ha estado registrando un clima cálido desde abril, sin embargo, la actual ola de calor comenzó el 23 de junio.

Durante la semana posterior al registro de 38,1 grados Celsius se registraron 907 muertes más que los fallecimientos promedio en Reino Unido, se informó en cifras oficiales.

Aunque se espera que las temperaturas sigan altas la mayor parte de esta semana, es probable que durante el fin de semana se ubiquen en los veintes medios.

Dean Hall, meteorólogo de Met Office, dijo que es probable que el próximo fin de semana sea más fresco “sin indicios reales de que regrese la ola de calor que hemos estado registrando en los últimos días”.

El pasado fin de semana se registraron altas temperaturas en el país y la más alta fue el domingo con 30,2 grados Celsius en Northolt, Gran Londres.

El termómetro podría marcar más de 30 grados Celsius hoy en algunas zonas del país y probablemente 33 grados Celsius en Londres y al este de la capital, agregó Met Office.

Las altas temperaturas han generado preocupantes sequías en algunas zonas del país. El río Wye, en Gales, tiene su nivel de agua más bajo de los últimos 30 años.

Generalmente es el sur de Inglaterra donde se siente la ola de calor con 35 grados. Pero este año se ha sentido también en el norte, donde en verano aún hace frío.

Noticia con información de: spanish.xinhuanet.com