La pareja real conformada por Meghan Markle y Harry se presentaron nuevamente en Londres tras su pasada estancia en Canadá, apareciendo sin bebé Archie.

Los duques de Sussex aparecieron con un semblante mas relajado en Londres luego de que ambos tomaron la decisión de alejarse durante las fiestas decembrinas y pasarlas en Canadá con la madre de la duquesa quien rádica en dicho lugar.

Meghan Markle y Príncipe Harry decidieron volver a Londres para retomar su agenda pública y ambos lucen más contentos y con una notoria cercanía tras sus vacaciones de seis semanas en Canadá.

La duquesa de Sussex salió ante la multitud de la mano de su príncipe, vestida con un elegante atuendo que le hacía lucir muy elegante ya que optó por un sencillo jersey de cuello alto y falda fluida marrón la cual combinó con unos tacones a juego, lo que acompañó con un elegante abrigo beige.

El semblante de los royals se destacó por ofrecer algunas sonrisas lo que muestra el profundo agradecimiento por la calidez de la hospitalidad con los que los recibieron en Canadá, lugar en el que disfrutaron junto a su pequeño Archie y la madre de Meghan, Dorian Ragland.

Asimismo, pese a que los duques se mantuvieron alejados de la esfera pública en cierta medida, no dejaron pasar la oportunidad para enviar un mensaje por navidad a través de un vídeo en el que envío los mejores deseos para todos, así como también compartió algunas imágenes de los mejores momentos que disfrutó al lado de su familia.

Agencias