El tenista español Rafael Nadal puso en duda su participación en Wimbledon, argumentando que necesita ver si se recupera bien después de una dura temporada en polvo de ladrillo que culminó con su undécimo título del Abierto de Francia.

Aunque dos de los 17 títulos de Grand Slam que ha ganado el español los consiguió en el All England Club, el tenista de 32 años ha tenido problemas en Wimbledon en los últimos años.

“Ha sido una temporada de tierra muy exigente mentalmente”

“Decidiré con mi equipo cómo preparamos la (temporada de) hierba en unos días. Pero ha sido una temporada de tierra muy exigente mentalmente, y haremos lo que sea mejor para mi cuerpo”, dijo Nadal a periodistas tras su victoria por 6-4, 6-3 y 6-2 ante Dominic Thiem en París.

Nadal, quien también ganó los títulos en Montecarlo, Barcelona y Roma este año, está inscrito para participar en Queen’s Club, un torneo que se juega en césped, a partir de la próxima semana, pero aseguró que la decisión sobre si finalmente juega la debatirá con su equipo, incluido su entrenador Carlos Moya, en los próximos días.

Roger Federer, ganador de veinte torneos de Grand Slam, se saltó la temporada de polvo de ladrillo para concentrarse en Wimbledon, donde buscará su noveno título.

Nadal estuvo varios meses fuera de las canchas tras sufrir una lesión en el Abierto de Australia de este año y podría, al igual que Federer, decidir que es beneficioso a largo plazo tomarse un descanso.
En 2017 Nadal llegó a la cuarta ronda de Wimbledon, donde su último título ocurrió en 2010 (dos años después del primero). Estuvo involucrado en otras tres finales, en 2006, 2007 y 2011.
Con información de www.lta.reuters.com